Conoce parte de la oferta del Lote 23

A continuación, ofrecemos un vistazo a lo que pueden esperar al visitar el nuevo concepto culinario santurcino.

Los que no se pudieron reseñar individualmente, pero de todos modos merecen una visita incluyen: El Joint Burger de Franco Busó, Señor Bigotes de Xavier Pacheco, Básico Sopería de Roy Sánchez y Joanne Tucci, de Camille Pagán, Señor Paleta de Jennifer Serrano y Ramón Ortiz y Bayard Pomme Frites de Fernando Sumaza.

Café Regina

Café Regina compone la oferta cafetera del Lote 23. Su creadora es Kali Solak, una barista original de Pensilvania que aprendió todo lo que sabe de café trabajando en Hacienda San Pedro en Santurce y visitando fincas de café en la Isla.

Tiene un menú de bebidas a base de espresso además de cafés fríos incluyendo cold brew (colado en frío) y “moctails”, cocteles sin alcohol a base de café como el Dark and Stormy, una mezcla de cold brew con ginger beer, cardamomo y coco. “Como el ambiente del lote es afuera, quería tener esa opción fría”, afirma Kali.

Todos sus cafés son 100% puertorriqueños y espera poder rotar las marcas que utiliza para experimentar con el café como ingrediente y crear bebidas nuevas y creativas regularmente.

Las donas de Dó, un concepto por Camille Pagán, y Café Regina están convenientemente situados en el mismo kiosco.

13988190_1108666422553598_4946803696592056863_o
(Foto: Facebook)

Caneca

Localizado en uno de los dos tráileres Airstream en el lote, Caneca es la propuesta coctelera a cargo de los codueños de La Factoría, Roberto Berdecía y Leslie Cofresí, junto con José “Chuck” Rivera, exbarmán de barmini en Washington DC. El tráiler será la barra de cocteles mientras que un kiosco satélite justo al lado estará sirviendo cervezas y vinos.

“La idea básicamente de Caneca es que sean cocteles rápidos, refrescantes y buenos al paladar. Tuve una idea de hacer cocteles en slushies, tenemos cocteles on tap, cocteles embotellados, ponches y coolers. Todo es coctelería fresca. La idea sería cambiar el menú por temporada y tener diferentes opciones dependiendo de lo que esté pasando en el año, cómo se siente la temperatura”, apunta Chuck.

(Foto: Jaime Rivera)
(Foto: Jaime Rivera)

Baoricua

Paxx Caraballo lleva desde el 2013 tratando de lanzar su concepto de bao buns.

“En los mercados callejeros de Taiwán hay unos sandwichitos que utilizan una especie de pan que se llama gua bao que se hace al vapor”, explica.

El pan es suave y levemente dulce, resaltando los sabores intensos de la carne o tofú, los vegetales y las salsas que los rellenan.

“Quiero usar todo el playground que tengo aquí (en Puerto Rico), agricultores, ganaderos, y crear mezclas de sabores a través de eso, usando influencias de las dos culturas (taiwanesa y boricua)”, agrega Paxx.

Entre los baos que pueden esperar está el de tofú, que utiliza tofú marinado por 24 horas en jengibre y en ajo y luego frito, con amarillos y una salsa de cebolla confitada con tomate, y el bao de pescado con chimichurri de hierbas y jalea de tomate y de piña.

(Foto: Facebook)
(Foto: Facebook)

Dorotea

El spot de pizzas le pertenece al chef Raúl Correa, mejor conocido por sus restaurantes Zest y Mist en el Hotel San Juan Water Beach Club.

“Uno de mis primeros trabajos fue haciendo pizza, so era como que, diantre, un día yo quiero volver a hacer pizza”, cuenta el chef. El estilo es pizza napolitana y se prepara en un horno de leña construido por Fernando Sumaza.

Correa y su equipo preparan todo, desde la masa hasta el queso mozzarella y la salsa de tomate. Otra particularidad de las pizzas de Dorotea es que utilizan levadura natural, un estilo de confección parecido al pan sourdough. “(Resulta en) una pizza más relajada, menos gases en la pizza, que es bueno, te cae un poquito más liviana al estomago, más sabor”, explica.

Ofrece además albóndigas de chorizo (riquísimas), ensaladas refrescantes, una inusual pizza de brunch y una selección de cervezas, champanes y tragos de ginebra.

Con Dorotea también le rinde tributo a su primera mascota: una gallina llamada Dorotea que le regalaron sus abuelos de niño y que vivió durante ocho años en su casa como si fuera un perro. “Yo dije, ¿sabes qué?, el día que yo haga algo bien cool se va llamar Dorotea”, apunta.

(Foto: Facebook)
(Foto: Facebook)

Hen House

El chef Pierre Saussy lleva tres años en Virginia aprendiendo a cocinar comida sureña estadounidense donde el plato fuerte por excelencia es el pollo frito.

Saussy trae su pericia al Lote 23 con Hen House que se especializará en pollo frito, sándwiches de pollo frito, pan de maíz, cole slaw y otros clásicos del Sur, utilizando ingredientes locales.

El pollo se marina en jugo de pepinillo (pickle juice), buttermilk y salsa picante. “Por lo general se usa uno u otro, pero yo los mezclo todos”, señala el expropietario de L’Auxerre en San Germán.

(Foto: Jaime Rivera)
(Foto: Jaime Rivera)

KPop

El espacio que ocupa KPop, el puesto de comida coreana creado por las chefs María Mercedes Grubb (Gallo Negro) y Kelly Pirro (Mai Pen Rai), tiene la peculiaridad de ser un espacio temporero, pensado con los restaurantes tipo “pop up” en mente.

Ya Mercedes Grubb y Pirro son veteranas de los “pop ups” y no decepcionan con esta oferta, la cual solamente estará disponible durante cinco semanas en el Lote 23. Optaron por comida coreana ya que es algo que no se consigue en Puerto Rico actualmente, aunque sí es algo que a ellas por su cuenta les gusta cocinar y comer. “Cuando hay antojo, lo hacemos”, afirma Mercedes Grubb.

Entre lo que estarán sirviendo en KPop, sobresalen los Kalbi Ribs, costillas marinadas con pera, salsa soja, cebolla, jengibre y ajo, el K-Poke, atún crudo servido con gochujang (un condimento coreano), tobiko (huevas de pescado), rábano japonés y nori (algas marinas), y Ssam Bop, wraps de lechuga servidas con arroz varias salsas y pollo, costillas o tofú.

(Foto: Jaime Rivera)
(Foto: Jaime Rivera)

Panka

El imperio de Cinco Sentidos sigue creciendo, ahora con Panka, una oferta callejera peruana desarrollada por el chef Marín Louzao y César Pérez, el jefe de cocina del grupo gastronómico que también incluye Cocina Abierta, Nonna, Touro, Finca, y Atelier.

La especialidad de la casa son los anticuchos, un tipo de pincho peruano. El original se hace con corazón de res marinado con un ají llamado panka. Aunque puede sonar chocante comer corazón de res, es una carne muy tierna y el sabor que le agrega el marinado recuerda un poco al pimentón. También ofrecen anticuchos de pulpo, pork belly y pez espada, además de ceviche fresco hecho diariamente con pescado local.

El kiosco de Panka es un experimento. Buscan probar el concepto para ver si es viable moverlo a un espacio más grande y “utilizaremos el espacio de Lote 23 para probar otros proyectos que entren”, explica Louzao.

(Foto: Suministrada)
(Foto: Suministrada)

Pernilería Los Próceres

Mario Juan Pagán lleva varios años dándose a conocer con su restaurante “pop up” ARETĒ y ahora en el Lote 23 saca un concepto totalmente distinto que sigue su filosofía “de un menú constantemente rotativo a favor de lo que está fresco en el mercado, todo hecho a mano, todo hecho en casa”, según explica el joven chef.

Con Pernilería Los Próceres, que ocupa el segundo tráiler Airstream en el lote, Mario Juan trae una propuesta de comida casual puertorriqueña donde la “estrella del show” es el pernil.

“Hacemos un adobo bien especial. Tenemos una técnica de cocción un poco particular, diferentes pasos a diferentes temperaturas en el proceso para tratar de que la carne quede jugosa y a la vez producir un cuerito bien crujientito y crear un balance entre esos aspectos”, describe.

“Estamos usando verduras y hierbas locales, ingredientes y platos y técnicas bien autóctonas que producen cosas que saben a Puerto Rico y que no se prueban en ninguna otra parte”, agrega.

El peculiar nombre de la pernilería está inspirado en personajes históricos puertorriqueños. “Un poco una referencia a la historia y al pasado de Puerto Rico y (queremos) reflejar eso en la comida”, señala Mario. Se destaca Emeterio Betances quien aparece comiendo un sándwich de pernil en el lado del tráiler.

(Foto: Facebook)
(Foto: Facebook)

Wok It: Custom Rice and Noodles

Otro chef que está experimentando con estilos de comida muy distintos al restaurante es René Marichal de Avocado Cocina Local. Marichal trae al Lote 23 un kiosco de fideos y arroz frito llamado Wok It.

“Wok It llegó después de un viaje por Europa. Vi un concepto similar por allá (en España), y quedé loco con el concepto. Decidí traerlo acá y ambientarlo a nuestro paladar y a nuestros ingredientes”, relata el chef.

Carne frita, longaniza, chicharrón de pollo, amarillitos, salsa a base de Ron de Barrilito y tamarindo, salsa de piña o de naranja… son algunos de los ingredientes locales que incorpora a lo que son esencialmente platos de influencia asiática. Los comensales pueden escoger entre fideos o arroz, los ingredientes que quieren y la salsa.

“El wok es un instrumento que cocina caliente y bien rápido. Se basa todo en el mise en place que  son productos ya listos, tiene que ser algo bien rápido. En dos minutos ya está lista la cajita”, explica.

Marichal espera que este sea el primer Wok It, no el único. “Nosotros, cuando diseñamos el concepto, no lo visualizamos para Lote 23. Lo visualizamos porque queríamos entrar en locales, ya sea food courts o locales independientes, y lo vamos hacer”, expone.

“En el transcurso surgió esta oportunidad que nos invitaron pues, mano, vamos a entrar aquí y lo usamos como un piloto, como si fuera un Wok It Express. Ya cuando estemos en locales, habrán más ingredientes y más cosas, pero nuestra meta es en dos años abrir dos o tres tiendas”, añade.

(Foto: Jaime Rivera)
(Foto: Jaime Rivera)

Para conocer más sobre el horario de operaciones de Lote 23 y su historia, haz clic aquí.