Las costureras de la línea de ropa de Beyoncé cobran una miseria

Menos de un mes ha pasado desde que la cantante Beyoncé lanzó su línea de ropa deportiva Ivy Park para la gigante tienda por departamento Topshop y ya está dando de qué hablar. Sólo que por los motivos equivocados.

Según publicó el británico Sun on Sunday, las piezas de ropa —que la tienda asegura buscan “empoderar a las mujeres”— son confeccionadas por costureras en Sri Lanka que cobran un promedio de 64 centavos la hora, para un total de £4.30 ($6.21) al día.

Clientes hicieron largas filas cuando lanzó la línea en abril pasado. (Foto: Stuart C. Wlson / Getty Images)
Clientes hicieron largas filas en las tiendas Topshop, cuando lanzó la línea “Ivy Park” en abril pasado. (Foto: Stuart C. Wlson / Getty Images)

Lo cierto es que la cantidad, como reporta el Telegraph, es más que el salario mínimo de Sri Lanka, pero activistas consideran que se trata de una forma de explotación laboral.

En el reportaje del Sun on Sunday, una trabajadora aseguró: “Cuando hablan de las mujeres y de empoderarlas es sólo para los extranjeros. Quieren que piensen que todo está bien”.

La costurera, de 22 años, le indicó al tabloide que gana cerca de 18,500 rupias ($126.39 USD) al mes, lo que equivale a la mitad del salario regular en Sri Lanka; esto, por un período de nueve horas y 45 minutos, cinco días a la semana, más tiempo extra.

Jakub Sobik, de la organización Anti-Slavery International, afirmó: “Esto es una forma de explotación laboral”.

“Hay demasiados elementos aquí que rayan en la esclavitud: la paga baja, la restricción de movimiento para las mujeres en los turnos de noche y encerrarlas”, agregó.

El activista concluyó que la multitienda Topshop “tiene el deber de investigar si esto está pasando, y ya ha sido demostrado que las inspecciones éticas de estas empresas están fallando”.

El Telegraph publicó que una portavoz de Topshop defendió a la compañía: “Ivy Park tiene un riguroso programa de comercio. Esperamos que nuestros suplidores cumplan con nuestro código de conducta y les damos apoyo para hacerlo”.

Por su parte, el sitio web Broadly entrevistó al profesor Kanchana Ruwanpura, de la Universidad de Edimburgo, quien es experto en la industria textil de Sri Lanka. “MAS (la compañía dueña de las fábricas donde se confeccionan las piezas de Ivy Park) es esencialmente una de las mejores empresas en cuanto a condiciones laborales en Sri Lanka”, dijo. “Tienen plantas muy adecuadas en cuanto al espacio de trabajo y la atención que le prestan a los códigos de conducta. Sin embargo, diría que cuando se trata de salarios, MAS no realiza un buen trabajo”.

La Dra. Ruwanpura destacó los bajos salarios como otra preocupación. “MAS no le está pagando a sus trabajadores salarios que les permitan vivir bien”, aseguró.

La industria textil, junto con el turismo, representan gran parte del desarrollo económico en Sri Lanka, agrega el reportaje.