Respuestas para tus preguntas

La planificación de una boda supone cientos de preguntas. Es por eso que te presentamos las más frecuentes con sus respectivas respuestas.

“Me gusta la tradición de lanzar el ramo de novia. Sin embargo, quisiera quedarme con él. ¿Qué puedo hacer?”

¡Te quedas con tu ramo! Según los expertos en coordinación, el que se lanza es el de la madrina y no el de la novia. Otra opción que puedes considerar es ordenar uno similar al tuyo, pero más pequeño, el cual utilizarás para esa finalidad. La costumbre que dictaba que la novia obsequiara su buqué entre las solteras asistentes a la recepción está siendo desplazada.

 

“Mi novio y yo tenemos dos parejas de mejores amigos y no nos decidimos a cuál de ellos escoger como padrinos. ¿Podemos darles ese rol a ambas?”

Los padrinos deben ser una pareja que ya esté casada, que tenga experiencia y que mantenga una amistad sólida con los novios, para que los puedan aconsejar y guiar en los momentos difíciles del matrimonio. Además, son los que firman el acta de matrimonio como testigos de la boda. Probablemente, tus dos parejas de amistades puedan cumplir con lo primero, sin embargo, la ley no permite que ambas firmen. De todas maneras, podrías tener padrinos dobles: unos firman el acta y los otros pronuncian el brindis. Otra opción es nombrar a una de las parejas como dama y caballero de honor; así les das importancia a ambas y no tienes que duplicar padrinos.

 

“Nos preocupa que nuestros invitados se cansen durante el coctel y el protocolo de la recepción. Quisiéramos empezar la fiesta rápido. ¿Qué podemos hacer para agilizar el proceso?”

Reduzcan el tiempo de coctel de una hora a 40 minutos y descarten la línea de recibo. Cuando entren los invitados se hace una bienvenida ¡y listo! Los expertos coinciden en que el protocolo puede alterarse dependiendo de lo que los novios quieran hacer. Por su parte, el brindis lo pueden dejar para cuando se sirva la comida, que debe ser después del primer set de música. En referencia al vals, queda a discreción de la pareja cuándo hacerlo, pero tengan en cuenta que no deben interrumpir la fiesta muchas veces porque “se cae” la dinámica. También pueden bailar una melodía solos. Para ello aprovechen el momento después del brindis.